Verano: ¿Cómo cargar de energía tu alma?

Verano es una época ideal para aprovechar la energía de la naturaleza y cargar las pilas para el otoño.

Nada hay que de más fuerza a nuestra alma que estar en contacto con los 4 elementos de la Naturaleza:

-Fuego

-Agua

-Tierra

-Aire

1.El fuego:

IMG_1746

 

En la naturaleza, el Sol es la energía que da vida y a nivel personal nos incrementa la vitalidad, aporta optimismo y entusiasmo. El sol nos da la fuerza necesaria para vivir, combatiendo la tristeza.

Nuestra salud mejora si observamos y disfrutamos de su energía. Así que disfrutemos en verano de los máximos atardeceres y amaneceres que podamos.

2.El Agua:

El agua es necesaria para nuestro organismo, tanto por dentro como por fuera. Todo nuestro organismo necesita que bebamos agua para funcionar correctamente y mantener un grado adecuado de hidratación. Siempre, pero en verano más, debemos beber mucha agua y tomar frutas que aporten agua.

Por fuera, ayuda a equilibrar emociones. Si puedes ir al mar o sitio de playa, aprovecha y bañáte mucho para que la sal del agua absorba la energía negativa que nuestra alma va acumulando. Si no puedes ir a la playa, hazlo en casa, llenando la bañera con un puñadito de sal y siente como el agua te renueva y se lleva todo lo negativo.

agua

3.El Aire:

Respirar con calma relaja cuerpo, mente y alma. Y si lo haces en un entorno de Naturaleza se genera serotonina que es clave para ser feliz y tener optimismo.

Aprovecha en vacaciones para alejar de tu vida el stress y hacer las cosas con calma. Dedica todos los días un ratito a observar un paisaje y relajarte respirando tranquilamente.

IMG_00006460

4.LaTierra: La conexión con el elemento tierra es fundamental para una vida equilibrada y en orden emocionalmente. La tierra es la base, el apoyo. Aporta seguridad y ayuda a estar centrado.

Para conectar con la tierra hay diversos métodos. Desde volver al lugar donde naciste, que es una forma de conectar con tus raíces a caminar descalzo por la arena de la playa o por un jardín, tumbarte sobre la tierra debajo de la sombra de un árbol, abrazar un árbol, etc. Se trata de sentir que estás sujeto a la Madre Tierra.

IMG_1752